27 marzo 2008

Non expressa nocentur.

Me siento como Howard Phillips Lovecraft volviendo a Nueva Inglaterra al dejarlo con Sonia Greene, como LeChuck derrotado por Guybrush Threepwood, como Antonio Galvañ estudiando en Miskatonic University, como John Franklin Bardin alucinando El Percherón Mortal, como Easton Ellis encontrando a su perro con aquel jueguete en el culo, como Kurt Cobain haciendo versiones de Young Marble Giants, como Aidan Moffat cantando 'I saw you' al oído de Isobell Campbell, como Friederich confesándole a Nicosima su amor por Lou Salomé, como Rosalía con una línea y un Bingo Superespecial, como Bob pintando en aquel garaje tras su accidente de moto, como Paddy McAlloon tocando Faron Young ante cincuenta personas, como Jacopo Belbo jugando con Abufalia, como Pavese dándose cuenta de que Lavorare stanca.

Sineto que todos los libros los leí hace años, que la mayor parte de la música la escuché hace tiempo y que no escribo nada que no hubiera sido escrito antes.

Y sin embargo, se mueve.

1 Comments:

Blogger Javi said...

Te haces mayor. Y eso cuesta. Mucho.

5:22 p. m.  

Publicar un comentario en la entrada

<< Home